Reseñas 2

Published on marzo 14th, 2016 | by Rufo

0

Un domingo cualquiera…¡o no!

 

Los domingos por lo general suelen ser días un tanto aburridos, incluso son días de enfurecimiento personal. La culpa: mi barrio, La Latina. Me enervan el bullicio y el gentío en busca de la última borrachera semanal, en realidad no puedo con el borreguismo y mi barrio un domingo es el culmen para el rebaño. De este modo mi día no puedo empezar peor: tuve que atravesar la manada para hacer unos recados. Estuve todo el día cruzado, hasta que recordé que en el Café Ziryab había un recital interesante, inmediatamente pensé: “venga Rufo que con esto salvamos el día”. Efectivamente, así fue. En este nuevo espacio flamenco se daban cita dos jóvenes valores del arte flamenco, Israel Fernández al cante y Joni Jimenez a la guitarra. A Joni ya lo había visto unas cuantas veces y creo que  es uno de los tocaores mas interesantes de Madrid (eso es mucho decir). Aúna clasicismo y vanguardia y está curtido en el acompañamiento. A Israel no lo había visto nunca en directo, aunque si que lo había escuchado por las redes y me llamaba la atención su gusto y su predilección por ciertos cantes. Además como invitada venía Paloma Fantova, una de las bailaoras más espectaculares de las que goza el flamenco actual. Teniendo en cuenta que soy muy raro para el baile (no me gusta casi nadie), ella es una excepción dentro de esa vertiente de bailaores “metralleta”, donde sin duda es una superdotada. Pero no me gusta por eso especialmente, sino por su braceo y su forma de  recogerse tan gitana.

Muy propio de mí, llegué un pelín tarde. Justo para toparme con ese cierre por soleá de Paquirri El Guanté que pocos se atreven a hacer por la inmensa dificultad que entraña. Empezamos bien. El recital tuvo sus altibajos, como es normal, pero Israel y Joni dejaron patente la complicidad que existe entre ellos y por consiguiente grandes momentos sobre el escenario. Israel tiene un eco de alfiler, fino y rasgado. Suena añejo y por momentos parece poseído por un viejo. Me recordó en algunos recursos vocales a La Perla, y sobre todo me fascinó su profundo conocimiento de los cantes. Manuel Torre por seguiriyas con el cambio del Tuerto La Peña. Cojo de Málaga por aires de levante. El Rubio y Calzá por fandangos. Hasta se atrevió a meter la rondeña del Gallina y el fandango de Frasquito por alegrías, algo que no había visto en mi vida. Se le nota la influencia camaronera, es cierto, pero lleva las cosas a su terreno y eso es importante. Especialmente bien estuvieron por bulerías y tangos, donde dejó pinceladas del Chaqueta (así es fácil ganarme). El cierre lo puso Paloma, que volvió locos a los presentes con su visceral forma de bailar. Lo cierto que hace cosas que están al alcance de muy pocos. De esta forma, eché el cierre a un domingo que empezó regular pero acabó de la mejor manera.

 

AUDIO: Israel y Joni por fandangos

 


Tags: , , , , ,


About the Author



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Back to Top ↑

  • Eventos

    • No hay eventos
  • Vídeo del día

  • Síguenos